Ejercicio reducido continuo con 2 zonas delimitadas en el cual se trabaja el control orientado en desventaja (observar al adversario antes de recibir el balón en una situación de pressing defensivo).